lunes, 20 de julio de 2015

Secretos del lenguaje corporal



Uno de los secretos del lenguaje corporal es la congruencia. ¿Han visto como, al usar el polígrafo, empiezan con una serie de preguntas base para tener un parámetro de comparación? Pues en la lectura del lenguaje corporal se hace lo mismo. Cada persona tiene pistas particulares, que son muy sistemáticas y consistentes con el paso del tiempo. Esto permite que con una percepción entrenada, las podamos reconocer.

El distractor número que nos pierde en la lectura del lenguaje corporal, es el lenguaje verbal. Son las palabras. Basta con escuchar una historia y automáticamente nos vemos enredados en ella y empezamos a suponer si es o no posible, a través de juicios e interpretaciones. Luego opinamos de acuerdo a nuestros valores, experiencia personal o conocimiento. Todo ello contamina la percepción.

Se nos ha entrenado (en el caso de los terapeutas y psicoterapeutas) a escuchar y tratar de imaginar el relato que nos exponen y esto es fundamental para la comunicación y la comprensión del mensaje, el problema es que invertimos más de los recursos necesarios para esta tarea y pasamos por alto el resto de la información. ¿Por qué? Porque no somos entrenados en eso. La buena noticia es que se puede entrenar en la habilidad de leer el lenguaje corporal.

Otro distractor es perder la vista la relación entre estructura y contenido en la comunicación. El
contenido es lo que se dice, la historia, los antecedentes, lo que pasó o lo que pasa, son los detalles, lo íntimo, lo personal, lo que se convierte en secreto profesional. Lo que la persona cuenta en la intimidad y la confianza del consultorio al profesional. Esto es el 7% de la comunicación, son las palabras (nos entrenan y aprendemos que ahí está la clave)

En cambio, la estructura de la comunicación es la forma en cómo se procesa, analiza y expresa la comunicación. Es el 93% de la comunicación y somos muy mal entrenados en ello y en la mayoría de casos, nunca aprendemos a tener conocimiento de esta parte tan importante del lenguaje. Pensamos que sólo sirve para detectar si nos mienten, olvidamos en realidad que podemos ser más sagaces en nuestra comprensión de lo que la persona vive, expresa y siente por dentro. Que podemos hacernos una idea más penetrante de cómo la persona piensa, que podemos tener una grado de predicción de su conducta o su reacción muy importante.

Esto nos lleva a otro mito acerca del lenguaje corporal: que leemos mentes o que podemos "predecir" o "adivinar" lo que la persona va a hacer. Esto es falso. Una lectura del lenguaje corporal es tener una mayor comprensión de lo que la persona vive y nos intenta comunicar. Nos hace mejor terapeuta y aumenta nuestras habilidades y al tener más recursos podemos ayudar más eficientemente a las personas que nos buscan precisamente por ello.

En la próxima entrega hablaremos acerca de ciertos gestos universales de la comunicación no verbal humana. Cualquier duda o consulta adicional, recuerde nuestro correo info@pnlhoy.com y con gusto, conversaremos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails