miércoles, 8 de abril de 2015

Tipos de dolor


Hay muchas formas de clasificar el dolor, vamos a empezar por las más comunes, ya que son clasificaciones y palabras que encontrará o escuchará muy a menudo.

Cuando el dolor es un estímulo que es detectado por las terminaciones del sistema nervioso central, se denomina dolor neuropático. Esto debido a un daño o herida de algún órgano interno o externo del cuerpo. El otro dolor es el neuroceptivo y éste se divide a su vez en dos, somático y visceral. Si se localiza en alguna parte específica del cuerpo debido a una excitación anormal de los receptores del dolor se denomina así y si su localización es vaga, profunda y sin una causa obvia es el visceral.

Si el dolor responde a una lesión particular es de tipo agudo, pero si persiste en el tiempo y no hay una herida o daño específico que lo explique, se denomina dolor crónico. Muchas veces este dolor está asociado a pacientes con cáncer, fibromialgia, artritis, reuma, etc; hay que considerar que muchas veces el dolor pasa a ser el mayor problema, más que el padecimiento mismo.

El dolor puede ser irruptivo si es intermitente o continuo, de intensidad leve, moderada y severa y puede responder a cierto tipo de medicación. La más básica son los analgésicos hasta la más potente que está basada en los opiáceos.

Hay que tomar en cuenta que muchas veces hay dolor sin que halla lesión orgánica o enfermedad de ningún tipo, a esto se le conoce como dolor psicológico, lo que desconcierta a médicos y a quienes lo padecen. Esto causa más angustia y desconcierto y empeora drásticamente todo el cuadro patológico, si a esto le sumamos la culpa, la verguenza y el desconocimiento asociado a estas situaciones, el paciente se siente cada vez más solo e incomprendido.

Según la OMS, 1 de cada 5 personas sufre de algún tipo de dolor, esto incluye quienes padecen de migrañas, jaquecas, dolores abdominales sin causa orgánica, dolor de cuerpo, contracturas musculares frecuentes y demás, todos estos suponen una relación estrecha con el dolor, su sintomatología y su tratamiento. En este aspecto, las personas prefieren tratar su dolor con diferentes y muchos analgésicos y esto los va convirtiendo en dependientes a ellos, como el cuerpo desarrolla tolerancia requieren cada vez más dosis o medicamentos más fuertes, lo que culmina en un problema de salud mayor.

Continuamos en la siguiente entrega. No dude en escribirnos si tiene algún comentario o duda.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails