miércoles, 13 de marzo de 2013

PNL: Hipnosis terapéutica II

Erickson hacía incapie en el inconsciente de las personas y le tenía mucho respeto y a través de su hipnosis despertaba los recursos ilimitados que las personas tienen en él, según su opinión.

Para él, el inconsciente no es el lugar oscuro, impulsivo y profundo al estilo freudiano, simplemente era el lugar donde la mente consciente no se metía y se encuentran los recursos necesarios que las personas a veces olvidan  para lograr sus metas.

Practicamente, sus técnicas de hipnosis estaban destinadas a distraer a la mente conciente y accesar al inconsciente. Esto con trucos de lenguaje, percepción y temporales.

Se usa la información que la persona de, no se usan relojes, divanes ni se necesita que la persona se acueste ni cierre los ojos. Se utiliza mucho la metafóra y las historias y a partir de ahí, la persona vivencia fenómenos bastante particulares: tales como sueños, insights, destellos de creatividad, amnesias, distorsiones temporales y demás. La curiosidad y el aburrimiento eran de sus principales herramientas.

Aunque su persona era hipnótica: quines lo conocían se quedaban con una vívida impresión y se sentían impactados con su manejo de los casos y del manejo que él hacía de las relaciones interpersonales.

Se solía decir que era capaz de detectar si una persona conocida había tenido relaciones sexuales, si era un mujer, si estaba con el periodo y cuántas veces una persona había pensado en tal o cual cosa estando con él.

Al margen de su persona, las técnicas de su trabajo en hipnosis han sido recopiladas por varios institutos, entre ellos asociaciones y fundaciones a lo largo y ancho del mundo y por supuesto, Richard y John modelaron a este personaje e incorporaron sus técnicas a la PNL, de lo cual terminaremos hablando luego.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails